instagram-snapchat-stories-social-media

Ahora que las historias de Instagram ya han calado en los usuarios y en los que trabajamos para enamorarles, hemos querido ahondar en el debate que hace semanas quema los medios y las redes.

Fervientes defensores de Snapchat defienden la fuerza del que llegó primero. Otros, ven Instagram stories como una evolución a mejor. Si hay una respuesta, no será algo absoluto, sino únicamente la decisión de la masa de usuarios. ¿Quién se quedará con la hegemonia del contenido efímero y en directo? Preparad un bol de palomitas, que parece que la diversión durará un rato.

Nosotros, de momento, hemos querido debatir internamente preguntando a una amante empedernida de Snapchat y a una guerrillera del equipo Instagram. Ambas pertenecientes a nuestro equipo. Empecemos.

Yo lo vi primero

En la siguiente entrevista Lorena, Community Manager de edad y alma millenials, nos explica por qué los últimos acontecimientos han tocado su fibra Snapchatera.

P: ¿Qué es lo que más te gusta de Snapchat?

R: El tipo de contenido que se comparte y la forma en que se hace. Por la naturalidad y espontaneidad. También me gusta la evolución del “cutre” photobooth del que disfrutábamos en nuestros ordenadores, haciendo esos collages Warhols tan originales que casi nadie publicaba, a los filtros de Snapchat, que son algo más fino y trabajado. Estos mismos filtros han ido evolucionando con la app, y se han convertido en uno de los símbolos más característicos de esta, en especial el del perro, aunque lo odie.

P: Define este amor en tres palabras.

R: Abajo Instagram Stories.

P: ¿Crees que una marca conecta mejor con sus fans en un sistema como el de Snapchat o como el de Instagram?

R: El formato de Snapchat es complicado para las marcas, ya que las obliga a buscar nuevas formas de llegar a sus seguidores y ofrecerles contenido que no se les ha ofrecido antes. El formato de fotografía de IG es una forma elegante de acercarse visualmente a los usuarios. Y ahora con el formato stories, yo creo que las marcas migrarán su contenido de Snapchat a esta plataforma. En general considero que para las marcas la inclusión de esta nueva función supondrá un beneficio, igual que para Instagram, ya que podrán ofrecer lo que antes publicaban en dos redes sociales, en una misma. Mejorando el ratio de impactos y con un target menos segmentado.

P: ¿Por qué crees que Snapchat es una de las plataformas que más les cuesta adoptar al sector más adulto de los millennials?

R: Los millenials hemos crecido y/o nacido con la tecnología bajo el brazo, e igual que los millenials más jóvenes o los centenialls se desenvuelven mejor en el entorno mobile que en PC, lo contrario pasa con las generaciones más mayores. Crecimos con los ordenadores y un desktop es nuestro medio natural, aunque convivimos a la perfección con el móvil. Snapchat es una plataforma que nació por y para mobile, y si no eres un adicto a esta tecnología es posible que no acabes de enamorarte de esta red social, aunque ofrece posibilidades que hasta ahora ninguna otra aplicación permitía. Yo lo consideraría un hito en la historia digital, ya que ha ayudado a que el formato vertical sea cada vez más común, al igual que la corta duración del contenido, que esto lo heredó de Vine. Por no hablar de lo efímero del contenido. En un mundo en que nuestra privacidad está vendida, poder publicar contenido que “desaparece” nos aporta algo que nos faltaba. Una sensación de tener el control, aunque sea falsa.

P: Lo mejor que has visto en Snapchat es…

R: Creo que es una forma de acercarnos a los nuestros y a los influencers, mostrando nuestra faceta más natural. En Snapchat no existe la presión de los famosos aesthetics, aunque algunos sí que extrapolan esta presión estética de otras plataformas a Snapchat. Por ejemplo, en Instagram, si subes una foto, tiene que ser perfecta, pero en Snapchat, cuanto más feo y más gracioso salgas, mejor. Lo mejor que he visto son las recopilaciones de plataformas de entretenimiento en Internet de los snaps más graciosos y más espontáneos, en que se refleja la vida diaria y corriente, que al final es lo que nos hace sentir más identificados con los demás.

P: ¿Qué opinas sobre las historias de Instagram? ¿Copia, mejora, otra historia?

R: Copia total. Gracias a la posibilidad de ofrecer dos tipos de contenido desde una misma plataforma, yo creo que habrá una fuga de usuarios de Snapchat a Instagram, ya que el tener los servicios de Snapchat en la plataforma Instagram, facilita mucho las cosas a marcas e influencers; a nivel personal considero que es un poco más irrelevante. Lamentablemente Snapchat lo tiene crudo. Muchos influencers ya han comunicado oficialmente en sus perfiles de Snapchat que abandonan la plataforma por eso, por un tema de usabilidad y de impacto. Tienen muchos más seguidores en Instagram, a los que ahora podrán impactar con el contenido que posteaban en Snapchat. Realmente es una pena. Como usuaria empedernida de Snapchat, y no muy fan de Instagram, estoy devastada.

Quién ríe el último…

En este caso, Elena, nuestra copywriter de acento gallego, defiende por qué la invención de Instagram Stories es la evolución perfecta de esta red social.

P: ¿Qué es lo que más te gusta de Instagram? 
R: Me encanta la posibilidad que brinda para crear historias puramente visuales, sobre todo a nivel global, como galería en un mismo perfil. A pesar de que la mayoría de los usuarios quieran contar una historia con cada fotografía… a mí me parece muy interesante la identidad que el conjunto de estas individualidades aporta al perfil en cuestión.
P: Define este amor en tres palabras.
R: Me gusta mirar.
P: ¿Qué crees que valoran los fans de una marca en Instagram? 
R: La originalidad de sus publicaciones sobre todo relacionadas con el producto, pero también con los trabajadores: a la gente le gusta ver qué hay detrás… Por supuesto, los concursos, lo visualmente atractivo y el humor son una parte imprescindible.
P: Lo mejor que has visto en Instagram es…
R: Realmente hay marcas que gastan presupuestos altísimos en la generación de contenidos para esta plataforma. Sobre todo marcas de moda o lujo. Pero lo que más me gusta es ver cómo marcas con poco presupuesto, o que emplean pocos medios, consiguen crear contenido muy bien adaptado al canal y que realmente funciona y capta al usuario. Un buen ejemplo de ello es la marca Monki, que personalmente me encanta.

P: ¿Qué opinas sobre las historias de Instagram? ¿Copia, mejora, otra historia?

R: ¡Difícil! Pues ha habido mucha polémica sobre eso… pero nadie comenta que, unas pocas semanas antes, Snapchat añadió la posibilidad de publicar “historias” desde el carrete, ¡que para mí eso sí que es traicionar su propio formato! La nueva posibilidad que ofrece Instagram no me parece una copia de Snapchat, ni tampoco una mejora, sino una respuesta a las necesidades de live streaming que tenemos actualmente: un concepto hasta ahora ausente en Instagram y que, para mí, era el fuerte de Snapchat hasta que incluyó estas supuestas “mejoras”.

¿El huevo o la gallina?

Seguramente nadie dará con una respuesta definitiva, pero de momento todo lo que sabemos es que nos encantan ambas plataformas. Nada iguala los filtros de marca de Snapchat, ni tampoco las impresiones masivas de las historias de Instagram. Quizá se nos ocurra la forma de crear una campaña que aúne las fuerzas de estos dos gigantes de lo efímero, o quizá una tarde jueves en la agencia acabemos por inventar la plataforma perfecta que tenga todo lo que un usuario puede soñar. Por si acaso, empezamos a pensar en ambas direcciones mientras intentamos que nuestras entrevistadas hagan las paces vía Facebook.