apps para ligar-big

Si bien el hecho de conocer gente nueva es algo que siempre nos ha inquietado, la consolidación de Internet ha favorecido la aparición de nuevas tipologías de redes sociales que nos lo ponen un poco más fácil. En este post, hacemos un repaso de los distintos modelos que actualmente podemos encontrar en la red, centrándonos en explicaros aquellos nuevos modelos que nos han parecido más destacables: las aplicaciones sociales para ligar. 

Modelo tradicional: Webs de contactos

Con la aparición de Internet, muchas fueron las webs de contactos que surgieron con el fin de poner en relación a usuarios en cualquier parte del globo, esperando, además, que esas relaciones traspasasen el entorno online y se convirtieran en experiencias offline.

Algunas de estas webs ampliamente conocidas por la población son Badoo, eDarling, Meetic, Skout o Zoosk. Si bien es verdad que cada una tiene alguna característica que la diferencia de las otras, lo cierto es que todas siguien un patrón común. Suelen ser webs tipo escaparate en la que se muestran los distintos perfiles, filtrados en función de las preferencias del usuario. En ellas, los users pueden interactuar unos con otros mediante mensajes, envío de archivos y también observando las fotografías de perfil e información de aquellas personas en las que están interesados.

Nuevos modelos: las 5 aplicaciones sociales para ligar

Sin embargo, la aparición de los medios sociales, ha traído consigo una serie de nuevos modelos de aplicaciones creadas para satisfacer esta necesidad de conocer a nuevas personas a través de un entorno más social. Es el caso de las aplicaciones que repasaremos a continuación, la mayoría de ellas con versión mobile.

  • Bang With Friends: esta aplicación que se conecta a Facebook es una de las que más nos sorpendió hace unos meses. La mecánica es sencilla pero efectiva: el usuario se instala la aplicación en Facebook, ésta no publica nada, y se dedica a mostrarte en forma de tablero todos tus amigos en Facebook con los que potencialmente te podrías relacionar. El usuario escoge aquellos con los que, efectivamente, iría un paso más allá y sólo tiene que esperar a que el resto de sus contactos se conecten a Facebook y hagan el mismo proceso. Solamente se notifica a las dos partes cuando ambos coinciden en sus gustos. Es entonces cuando la aplicación abre la posibilidad de entrar en un chat directo con esa persona que ha correspondido tu bang.

  • Like Bright nace con el afán de llevar a las redes sociales el famoso concepto de “celestina”. Es decir, usar tus contactos de las redes sociales para conocer a amigos de estos amigos que puedan ser potencialmente interesantes. En la misma línea de concepto, nace Acquintable, una red social muy parecida, también basada en conocer a amigos de amigos. Éstas, nacen a raíz de los resultados de algunos estudios recientes sobre sexualidad, que afirman que la mayoría de nuevas relaciones se crean a través de amigos de amigos, por la confianza que esto supone, a diferencia de conocer a alguien de la nada (como en los modelos tradicionales). De la misma forma que en Internet cuando queremos hacer una compra, consultamos con nuestros amigos y conocidos, en las relaciones, también confiamos más en aquellas personas que vienen avaladas por un amigo, que en aquellas que carecen de aval.
  • Grindr es la aplicación móvil por excelencia entre el colectivo homosexual, dirigida única y exclusivamente a ellos. Es, sin duda, una idea brillante: identifica a aquellos usuarios potenciales mediante un sistema que muestra en pantalla a todo aquél que está registrado y cerca del usuario, mediante la geolocalización. De esta forma, no sólo sabemos quienes pueden llegar a correspondernos, sino que además, se nos muestra en relación a su cercanía con nuestra posición actual.

 

  • Tinder es la versión mejorada y genérica de Grindr  (orientada al público heterosexual, bisexual y homosexual: gay y lésbico). En realidad, el concepto nace de una mezcla perfecta entre Bang with Friends y Grindr. Básicamente, la aplicación, que usa Facebook connect (también con total discreción y sin publicar nada), detecta mediante geolocalización, aquellos perfiles que se hayan cerca de la ubicación del usuario y muestra una serie de 5 fotografías cogidas directamente del Facebook del usuario “pretendido”.  Es el “pretendiente” el que va pasando fotografías para ver si es de su agrado, y acaba indicando con un simple movimiento a izquierda o derecha, si le gusta o no, como si de un juego se tratase.
    En el caso de que el gusto sea mútuo, la aplicación abre un chat a parte, permitiendo a los usuarios conversar (únicamente en los casos recíprocos), permitiendo así un diálogo que tiene más puntos de acabar siendo una experiencia offline, pues a diferencia de las clásicas webs, ambos usuarios ya están interesados en conocerse de antemano. Es una versión mejorada de Hot or Not, la clásica web de contactos que también cuenta con versión mobile.

 

  • Grouper, por último, es otra de las aplicaciones que destacamos, ya que combina el modelo tradicional de conocer a gente desconocida (y a amigos de amigos), pero de una forma distinta: mediante citas en grupo. El usuario puede registrarse en la web y quedar con otros usuarios, en citas a 3 bandas. De esta forma, consiguen atenuar la barrera que podemos tener para desvirtualizar a los contactos hechos en este tipo de webs.

Otras aplicaciones que nos han soprendido 

Sin embargo, en todo este universo de las webs y aplicaciones de citas, hay algunas que nos han sorprendido, pues tienen detrás un concepto bien distinto, y que no queremos pasar sin mencionar. Es el caso de estas 3 que os presentamos a continuación:
  • Break up notifier. Una aplicación para Facebook con un propósito muy simple: notificarte cuando un amigo emparejado, deja de estarlo  .
  • Cate. ¿Estás a punto de caer en la tentación y tienes pareja? Esta aplicación borra el rastro de todos los coqueteos en el teléfono.
  • Ashley Madison. La aplicación de las infidelidades matrimoniales, por excelencia, con icono camuflado incluido. Se trata de una comunidad donde todos y cada uno de los integrantes, cuentan con pareja y buscan mantener un affair  en igualdad de condiciones.
Sin duda, las redes sociales y el auge de los smartphones permiten elevar la experiencia de conocer a gente nueva a otro nivel, termine o no en relación.